lahaine.org

compartir

                        

Dirección corta: https://lahaine.org/aN2Q

Convertir a ePub  ePub        Convertir a pdf  pdf
  tamaño texto
Enviar por e-mail  enviar        Versión para imprimir  imprimir

traductor

15/04/2018 :: Nacionales E.Herria

#AltsasukoakAske Iruñea, escenario de una inmensa ola solidaria para exigir justicia

x Ahotsa.info
La marcha en favor de los jóvenes de Altsasu y sus familias ha reunido a más de 50.000 personas

Una de las mayores manifestaciones de las últimas décadas en Iruñea. Los familiares de los jóvenes represaliados, que mañana mismo acuden a Madrid para asistir al juicio que comenzará el lunes, han asegurado que han cargado sus mochilas de solidaridad y que esta demostración de apoyo les da fuerza para seguir adelante.

#AltsasukoakAske(r)i buruzko Txioak

----

Comunicado completo leido tras la manifestación por parte de Altsasuko Gurasoak:

"Os recibimos con un fuerte y dulce abrazo solidario a todas y todos aquellos venidos desde Cataluña, Castilla, Aragón, pueblos de la península, pueblos solidarios. Nunca alcanzaremos a agradecer lo que hemos recibido y estamos recibiendo de todas y todos vosotras. MILA ESKER!! BIHOTZ BIHOTZEZ!! MUCHAS GRACIAS DE TODO CORAZÓN!!
Las Madres y padres de Alsasua venimos a compartir un mensaje desde la humildad, la dignidad y la justicia.
Han pasado 16 meses, ¡¡¡demasiados!!!, meses de incertidumbre, miedo, angustia y tristeza. Meses en los que la movilización y el apoyo de nuestro pueblo, Altsasu, y de una gran parte de la ciudadanía e instituciones, han permitido que podamos seguir adelante en esta lucha por la libertad y la justicia.
Paradojas de la vida, en el recorrido de este calvario hemos encontrado un gran tesoro, el tesoro de la solidaridad. Las muestras de apoyo recibidas son incontables y plurales: casi cien mil personas han firmado el manifiesto de apoyo, 194 profesionales del ámbito del derecho, 88 diputados y senadores de 8 partidos políticos, 52 europarlamentarios desde Bruselas representantes de 15 países y 5 grupos parlamentarios de distinto color, numerosos ayuntamientos, más de 50 organismos sociales de Navarra, numerosas personalidades del ámbito académico, de la cultura, del deporte… El máximo órgano ejecutivo europeo, en boca de su vicepresidente, Frans Timmermans, ha informado que la Comisión Europea sigue con interés nuestro caso. Reputadas organizaciones internacionales en el ámbito de los derechos humanos, como Fair Trials y Amnistía Internacional han denunciado la vulneración de derechos fundamentales que se producen en este caso, y ayer mismo, esta última ha solicitado que se retire la acusación de terrorismo. Y diferentes Relatores de Naciones Unidas, en su día, ya denunciaron que la redacción del delito de terrorismo recogida en el código penal español podría criminalizar conductas que no constituyen terrorismo y podría provocar restricciones en derechos fundamentales.
Los hechos que se van a juzgar ocurrieron a altas horas de la madrugada en un ambiente festivo y la lesión más grave producida fue una rotura de tobillo. En ese mismo año, 2016, según fuentes del Ministerio del Interior, se produjeron 9571 casos de broncas o enfrentamientos con policías o guardias civiles, y el de Alsasua constituye el único caso donde se califica como acto terrorista. En alguna ocasión, incluso, han llegado a preguntarnos cuántos muertos había habido.
La exageración, la distorsión, la desproporción es tanta que mucho nos tememos que por un delito o por otro a nuestras hijas e hijos les impongan largas penas de cárcel que no se correspondan con la gravedad de los hechos. Desde el primer momento hemos lamentado los hechos de aquella madrugada y hemos considerado que nunca debieron ocurrir. Hemos abogado por la convivencia, la libertad, la justicia y los derechos humanos. No pedimos impunidad, exigimos Justicia y respeto a la presunción de inocencia. En este sentido, la mayoría de este tipo de casos se suelen resolver con penas menores, multas e indemnizaciones. No hay más que hacer búsquedas en google. Pero, hoy es el día que nuestros hijos ya han cumplido más días de cárcel que los 9571 casos ya mencionados. Por ello, queremos a nuestros hijos en casa ya.
Nos enfrentamos a un juicio en un tribunal excepcional, alejado de la realidad navarra, donde no se cumplen las garantías mínimas para un juicio justo. A lo largo de la instrucción se ha impedido aportar información a las defensas. La decisión del Tribunal Supremo otorgando la competencia a la Audiencia Nacional, en detrimento de la Audiencia Provincial de Navarra, produjo sonrojo por su nula argumentación jurídica. Los informes en que se basan las acusaciones han sido elaborados por la propia Guardia Civil. Este tribunal ha impedido a nuestros abogados la presentación de pruebas y testigos fundamentales. Han denegado la recusación de una jueza con evidentes vínculos con una de las partes que menoscaban su debida imparcialidad.
Ante esta situación, la cuestión no radica en estar a favor de unos o a favor de otros, radica en estar a favor de derechos fundamentales para todas y todos. Lo que está en juego no es sólo el futuro de nuestras hijas e hijos. Están en juego derechos y principios democráticos, como la presunción de inocencia, el derecho al juez natural, el uso no extensivo de la ley, el principio de proporcionalidad, o el derecho a la defensa y a un juicio imparcial. Debemos preguntarnos si se debe permitir que la sobreactuación mediática, política y judicial desgasten las bases democráticas mediante el abuso de poder.
En Alsasua hemos recibido el apoyo y el calor de personas de todo tipo de color político. Votantes y militantes de todos los partidos políticos que se sientan en las instituciones navarras han caminado juntos en la defensa de estos derechos. Porque estamos ante acontecimientos que trascienden los intereses partidistas. Estamos hablando de las bases que han de regir nuestra convivencia, nuestra democracia. Nos duele que algunos representantes en privado nos muestren comprensión y luego públicamente sean hostiles. Por ello, pedimos a la sociedad y a sus representantes que superen barreras, porque no estamos hablando de ideologías, estamos hablando del carácter democrático de un estado de derecho. Nuestra sociedad, las instituciones de nuestra tierra, los tribunales navarros, la mayoría política y sindical han dicho que estos hechos ocurridos en Navarra deben juzgarse en Navarra. Defender la injerencia externa de unos poderes que hacen un uso torticero de la ley, defender que nuestros hijos sean encarcelados a cientos de kilómetros de sus hogares, defender que estos hechos se juzguen en tribunales excepcionales, desde luego, no es defender a Navarra.
Hoy, al salir de casa hemos dejado las maletas preparadas para mañana temprano dirigirnos a Madrid, en ellas falta meter la fuerza de la solidaridad recibida hoy aquí.
Estamos orgullosas y orgullosos del camino recorrido en nuestra lucha, y acompañados por vosotras, camino que os animamos a seguir. Son nuestros hijos y podrían haber sido los vuestros.
Dijimos que íbamos a convertir Pamplona en la ciudad de la justicia, y ha quedado patente que así ha sido.
No olvidéis nunca. Nunca nos robarán las ganas de vivir en paz y la sonrisa. Esta defensa de la vida junto con el espíritu de lucha por la justicia es el legado que como Madres y Padres dejamos para nuestra juventud."

compartir

                        

Dirección corta: https://lahaine.org/aN2Q

 

Contactar con La Haine

Envíanos tus convocatorias y actividades!

 

La Haine - Proyecto de desobediencia informativa, acción directa y revolución social

::  [ Acerca de La Haine ]    [ Nota legal ]    Creative Commons License    [ Clave pública PGP ] ::

Principal